Artículo de • Publicado el 01/04/2013

John Zorn: cosecha de 2012

A lo largo del año 2012 el hiperactivo John Zorn "solamente" ha publicado once discos, todos ellos en su sello de música de vanguardia neoyorquina Tzadik, y acabado el año es momento de dar un rápido repaso a esa generosa producción por orden cronológico de publicación.

Por todos es conocido el afán productivo de John Zorn, especialmente acentuado en estos últimos tiempos, sin ir más lejos a principios del 2011 se informó en el sitio web de su sello ‘Tzadik’ que Zorn iba a publicar una totalidad de doce discos para ese año, y así fue, una barbaridad.

Como es habitual en los últimos tiempos, en sus producciones discográficas no se prodiga como instrumentista y concentra su creatividad en componer y dirigir las grabaciones. Los actuales trabajos pueden estimularnos más o menos, pero siempre son de una calidad innegable, en gran parte debido a la cuidada elección de los grandes músicos reunidos en sus proyectos. Marc Ribot, Joey Baron, John Medeski, Jamie Saft, Trevor Dunn, Bill Frisell, Mark Feldman, Erik Friedlander y un largo etcétera son algunos de los que forman ya una gran familia de la cual John Zorn es el patriarca. En eso radica mucho del éxito, Zorn sabe lo que quiere transmitir en cada disco y a su disposición tiene las piezas para ello.

 
01 Mount Analogue1. “Mount Analogue”

Fue el primer disco del año y corresponde a la serie Trabajos Místicos del Siglo 21. Inspirado en la obra y vida del místico filósofo Georges Ivanovitch Gurdjieff. El disco consta de una pista de larga duración (38:23) y es interpretado por el quarteto ‘Banquet of Spirits’ (Cyro Baptista, Shanir Ezra Blumenkranz, Tim Keiper y Brian Marsella) más Kenny Wollesen. Los contrastes y saltos de ubicación territorial sonora son recurrentes pero perfectamente encadenados como sólo Zorn sabe hacer, música del mundo, jazz, música clásica contemporánea… dan como resultado un viaje realmente interesante, estimulante y misterioso. Zorn empezó fuerte.

 
 
2. “The Gnostic Preludes”

“The Gnostic Preludes” aparecido en Febrero del 2012 fué el segundo que se sumó a la reciente serie de los Trabajos Místicos del Siglo 21. En esta ocasión se produce el retorno ni más ni menos que de Bill Frisell, últimamente ausente en los trabajos de Zorn, junto a Kenny Wollesen (vibráfono) y Carol Emanuel (arpa). Es un disco hermoso, íntimo y minimalista, melodías hipnóticas y líricas que invitan a la paz y a la calma. La guitarra de Frisell genera bellas texturas que se van difuminando al entrelazarse con el arpa, todo ello acompañado de un sinuoso vibráfono creando así una atmósfera mágica y contemplativa. Sin duda uno de los imprescindibles del año.

 
3. David Krakauer “Pruflas – Book Of Angels Vol.18”

Nuevo volumen del libro dos de Masada, Book Of Angels, esta vez liderado por el clarinetista David Krakauer junto a Michael Sarin (batería), Sheryl Baile (guitarra), Jerome Harris (bajo) y Keepalive (laptop). Éste es quizás el volumen de la serie más convencional en cuanto a Klezmer se refiere, tanto por las composiciones tradicionales y, claro está, por el sonido del clarinete encargado de ejecutarlas, pero a la vez también se nos presenta moderno por las puntuales bases electrónicas y momentos donde al klezmer se le añade un marcado groove e incluso funk. En definitiva, “Pruflas” es claramente un soplo de aire fresco para la serie Book Of Angels que tras 19 entregas aún se mantiene con una fuerza extraordinaria.

 
4. “Nosferatu”

Publicado en el día que se conmemoraba el centenario de la muerte del escritor Bram Stroker conocido por la novela Drácula, y con motivo de producir la banda sonora para una producción teatral polaca dirigida por Grzegorz Jarzyna, nos llegó Nosferatu. Rob Burger (piano), Bill Laswell (bajo), Kevin Norton (batería) y el propio John Zorn (saxo) fueron los artífices. En el disco nos encontramos con atmósferas oscuras como no podía ser de otra manera, melodías hipnóticas, hardcore que recuerda al antiguo proyecto Painkiller (John Zorn, Bill Laswell y Mick Harris), ambientes cavernarios, alguna balada e incluso dub con el que Laswell se mueve como pez en el agua. En definitiva un disco bastante ecléctico pero que cumple con su cometido.

 
5. “Templars: In Sacred Blood”

Sexto disco del trío más extremo que Zorn ha engendrado en estos últimos tiempos, Moonchild (Mike Patton, Trevor Dunn y Joey Baron) con el añadido de John Medeski al órgano. Zorn hace su homenaje personal a los Caballeros Templarios y por primera vez en la serie —a parte de la gran variedad de sonidos, susurros y gritos que Patton maneja a la perfección— nos encontramos con letras, coros eclesiásticos, cantos gregorianos, melodías atonales, violentas descargas sónicas… La presencia de Medeski al órgano es todo un acierto que magnifica el tono eclesial del disco, le suma energía a la voz y también aporta interesantes pinceladas jazz. En la sección rítmica Baron y Dunn se desenvuelven de manera ágil y mordaz, en su línea, pegando saltos del jazz al rock, perfectos. Así pues, este nuevo disco que se suma al legado de Moonchild se nos antoja algo más digerible (si se puede decir) y novedoso no tanto en concepto pero sí en resultado final, Zorn se empeña en mantener el legado de Moonchild bien vivo.

 
6. “The Hermetic Organ”

Zorn sorprendió a sus fans más incondicionales hace un tiempo cuando empezó a realizar conciertos gratuitos en solitario de improvisación (escrita) para órgano en distintas iglesias del globo (Bélgica, Francia, New York…). El órgano fue el primer instrumento con el que Zorn tuvo contacto, influenciado, según él dice, por “El Fantasma de la Opera” de Lon Chaney, que por cierto es una película muda. En el disco nos encontramos un total de 6 tracks que suman un total de algo más de media hora donde se nos presenta el lado más dramático del compositor, quizás un poco pretensioso, muchas notas sostenidas mezcladas con líricas melodías generando así distintos paisajes y tonos cromáticos transmitidos con una espiritualidad que sólo un órgano de tubos puede expresar, la grabación inmortaliza el concierto realizado en el Teatro Miller de la Universidad de Columbia en Diciembre del 2012. Emocionante novedad que parece ser el inicio de un nuevo camino.

 
7. Shanir Ezra Blumenkranz “Abraxas – Book Of Angels Vol.19”

Segunda y última entrega del año de la serie Book Of Angels, esta vez interpretada por Shanir Ezra Blumenkranz (gimbri) junto a Aram Bajakian (guitarra), Eyal Maoz (guitarra) y Kevin Grohowski (batería). El particular sonido del gimbri (instrumento de 3 cuerdas) lo convierte en la entrega más etno y primitiva de la serie. Melodías sefardíes y árabes, y esta vez con un enfoque más rock que aportan Bajakian y Maoz a las guitarras. Fresco y potente disco de la serie, quizás el más rockero sin olvidarnos del nº 7 de la serie Book of Angels, el “Asmodeus” de Marc Ribot.

 
 
8. “A Vision In Blakelight”

Otra entrega que se sumó la serie ‘Trabajos Místicos del siglo 21’, esta vez el disco está inspirado en la mitología espiritual del pintor y poeta inglés Wiliam Blake. Los encargados son ‘Nova Express 4tet’ (John Medeski, Kenny Wollesen, Trevor Dunn y Joey Baron) con Cyro Baptista, Carol Emanuel y Jack Huston recitando ‘Jerusalem’ de William Blake en la pista homónima. Éste es claramente uno de los discos más bellos y variados de la serie (que ya es decir), como viene siendo habitual contiene dulces melodías que a veces suenan incluso celestiales, en este disco en parte gracias al añadido del arpa. Estructuras minimalista, algunos toques paisajísticos, algún que otro acelerón hacía al jazz, y todo ello desarrollado con maestría. No es la primera vez que escuchamos algo parecido de Zorn (“The Goddess”, “In Search Of The Miraculous”,”At The Gates Of Paradise” ) pero bajo mi punto de vista “A Vision in Blakelight” tiene una sensibilidad superior.

 
9. “Rimbaud”

Inspirado en el poeta francés Arthur Rimbaud, y correspondiente a la serie Archival Series, Zorn nos vuelve a ofrecer un trabajo ecléctico en el que cada track es un mundo. El disco lo forman 4 tracks de algo más de 10 minutos cada uno, en el primero ‘Bateau Ivre’ nos encontramos con una pieza de música clásica de cámara en constante cambio, recuerda a anteriores trabajos de la serie como “Mysterium” aparecido en 2005. En segundo track ‘A Season In Hell’ es una poderosa composición electrónica a cargo de Ikue Mori. El tercer track ‘Illuminations’ es una pieza para piano con una sección rítmica de free jazz. Para terminar nos encontramos con ‘Conneries’ en el que Mathieu Amalric hace una lectura de textos de Rimbaud acompañado del saxo, guitarra y efectos especiales de Zorn y Steve Beck al piano. Otro bizarro trabajo que se suma a la cada vez mayor Archival Series.

 
10. “Music And It’s Double”

En Octubre apareció “Music And It’s Double” y pertenece a la Composer Series de Tzadik. El disco está compuesto de 3 obras, las tres clasificables como música de concierto clásica contemporánea. La primera, ‘A Rebours’, de 11 minutos, muy dinámica y rebosante de contrastes sonoros que recuerdan el tratamiento de las bandas sonoras para dibujos animados de Carl Sterling. La segunda obra en cuatro partes, para dúo formado por el virtuoso violoncelista Fred Sherry y el enérgico Kenny Wollesen en la batería. La tercera pieza en tres movimientos, ‘La Machine de l’être’, también de corte contemporáneo, es con la Lahti Symphony Orchestra y voz a cargo de la increíble soprano Anu Komsi.

 
TheCancealed11. “The Concealed”

Zorn terminó el año practicando alquimia… llegó “The Concealed”, en él Zorn mezcla la sensibilidad de Masada String Trio con la sonoridad de The Dreamers creando así una nueva amigable propuesta. En “The Concealed”, con la reunión de los fenomenales Joey Baron, Trevor Dunn, Mark Feldman, Erik Friedlander, John Medeski y Kenny Wollesen, nos ofrece un trabajo bonito y de fácil escucha. Las composiciones de Zorn siguen la fórmula habitual en estos casos en la que hay lugar para el virtuosismo tanto individual como colectivo. Buen disco, pero a los que estén familiarizados con Zorn y sus obras les será imposible evitar la sensación de un ‘deja vu’.

Conclusión

John Zorn, que este año cumplirá sus 65 años (2 de Septiembre), sigue empeñado en ampliar su ya ingente discografía, ofrecernos nuevas propuestas y potenciar otras ya conocidas, dar a conocer nuevos músicos al mundo a través de Tzadik y en definitiva aportar mucho más al arte de organizar sonidos.  Este verano tendremos el placer de ver en directo su particular evento ‘Masada Marathon’ en San Sebastián en el cual durante unas 5-6 horas habrá ocasión de gozar de 12 formaciones interpretando el “Masada Book Two: Book Of Angels”, yo sin duda no me lo voy a pensar mucho.

© 2013 Jordi Torra

Autor: Jordi Torra

Idealista, Siempre en busca de lo que verdaderamente cala en la existencia, la mayoría de cosas le traspasan sin dejar rastro alguno o cómo mucho pequeños rasguños en la superficie. Esta condición le ha llevado a surcar los mares sonoros, buscando insaciable, alimento para el alma, incluso en los mas turbulentos y agitados de todos. De vez en cuando, sobresaturado, emerge para respirar, aprovechemos pues para ver que nos trae.

No hay comentarios

Publica tu comentario