Artículo de • Publicado el 09/05/2016

Reseñas Norteñas 2016: Petros Klampanis en Gijón

Crónica del concierto ofrecido en Gijón el pasado miércoles 4 de mayo de 2016 por el Contextual Trio liderado por el contrabajista griego Petros Klampanis acompañado de Gilad Hekselman (guitarra) y John Hadfield (batería).

Petros Klampanis Contextual Trio:  Gilad Hekselman, Petros Klampanis y John Hadfield

Petros Klampanis Contextual Trio: Gilad Hekselman, Petros Klampanis y John Hadfield

El miércoles el Madrid jugaba en la Champions, y eso significaba que tenía que irme de casa, para escapar del puñetero fútbol. Verán, es que tengo unos vecinos hipermadridistas que durante los partidos de los blancos ponen la tele al máximo volumen (literalmente), para que todo el edificio se entere de que está jugando su equipo. Por suerte, en el Centro de Cultura “Antiguo Instituto” se ofrecía un nuevo concierto del veterano ciclo JAZZ EN EL CENTRO que organiza el Taller de Músicos de Gijón. En esta ocasión nos visitaba el Petros Klampanis Contextual Trio, integrado por el israelí Gilad Hekselman (guitarra eléctrica), el griego Petros Klampanis (contrabajo) y el norteamericano John Hadfield (batería y percusión).

Llegué con tiempo, pero me puse a charlar con mi buen amigo Eduardo García Salueña, que es quien se encarga de presentar los conciertos. Tanto hablamos que cuando volví a mirar, estaban casi todos los asientos ocupados, así que esta vez no puede sentarme en la segunda fila, sino bastante más atrás. Qué fácil se nos va el tiempo hablando de música.

En sus discos, Klampanis suele incluir también un pianista y una sección de cuerda, aquí ausentes. Su música tiene unas composiciones y arreglos muy cuidados, y en directo son frecuentes los cambios de ritmo a lo largo de un mismo tema, algo a lo que ayuda mucho la presencia de John Hadfield, que me encandiló. Combinando el trabajo en los toms con una variedad de platos y de elementos percusivos (hizo un uso especialmente efectivo del caxixi y de un pandero sin sonajas), consigue crear una pulsión rítmica estimulante y creativa.

Portada del “Minor Dispute” publicado en 2015 y cuarto disco de Petros Klampanis cómo líder en el que confluyen jazz, música de raíces griegas y música clásica.

Portada del “Minor Dispute”, publicado en 2015 y cuarto disco de Petros Klampanis cómo líder en el que confluyen jazz, música de raíces griegas y música clásica.

El concierto empezó con Minor Dispute, tema que da título al último álbum editado por Klampanis. Un comienzo melódico y tranquilito, que con el ritmillo que iba metiendo Hadfield se fue animando, dio pie a un estupendo solo de Hekselman, muy metheniano. La cosa se ralentizó y Klampanis tuvo una muy bonita intervención en solitario, después de la cual el tempo volvió a avivarse, con Hadfield haciendo mover los pies al personal.

Lo siguiente fue el tema que dará título a su próximo disco: Chroma (Χρώμα), palabra griega que significa color. Otra vez un comienzo tranquilito, con Hekselman creando una especie de mantra a base de loops, para luego volver a acelerarse la cosa y ponerse en plan bastante funky.

La preciosa balada Luiza (Antonio Carlos Jobim), también de «Minor Dispute», contó con una bella introducción de Klampanis en solitario, para luego sumarse Hekselman a eso de tocar bonito, mientras Hadfield frotaba la caja con las escobillas, un acompañamiento que se pretendía sedoso pero que sonaba como un estropajo fregando una cacerola (fue la única intervención del batería que no me gustó).

Y después de la calma la tempestad, con una estupenda versión de Teen Town (Jaco Pastorius). Klampanis utilizó un pedalito para modificar el sonido de su contrabajo y hacer que sonase como un bajo eléctrico, y él y Hekselman ejecutaron al unísono la alambicada melodía, para luego repartirse el papel solista. Muy bueno, sí señor.

El trío en Bilbao en 2014.

El trío en Bilbao en 2014.

Tough decisions are always dark green (Petros Klampanis) fue otro adelanto del próximo disco, y es otro tema que tuvo un comienzo tranquilito, con Klampanis usando la voz para contribuir a la melodía con un leve canturreo, y que luego se animó con Hadfield volviendo a crear un tempo vibrante y sostenido. Hekselman tuvo aquí ocasión para lucirse con un largo solo que volvió a recordarme a Pat Metheny.

El concierto terminó en primera instancia con Monkey Business (Petros Klampanis), otro tema procedente del álbum «Minor Dispute». Un mid-tempo con una pegadiza melodía de sabor mediterráneo, en el que destacaron un encendido solo de Klampanis, y un despliegue percusivo de Hadfield (al que contribuyó Klampanis golpeando con las manos la madera del contrabajo), todo ello antes de volver a la melodía del principio.

Los encendidos aplausos consiguieron que los músicos volvieran al escenario para ofrecernos un bis, que consistió en una muy bonita y sentida versión de Something (George Harrison), el famoso tema de los Beatles.

En resumen, un concierto bonito, variado, elegante y divertido. Volví a casa andando, para dar tiempo a que acabara el partido.

© Alejandro Díaz, 2016

En el siguiente video el grupo de Petros Klampanis al completo, con Gilad Hekselman y John Hadfield que le acompañaron en Gijón, más el pianista Jean-Michel Pilc, el percusionista Marcelo Woloski y el cuarteto de cuerdas formado por Maria Manousaki y Gokce Erem (violín), Carrie Frey (viola) y Caleigh Drane (violoncelo), interpretando el tema Monkey Business incluído en su álbum «Minor Dispute»:

Enlace a MÁS RESEÑAS NORTEÑAS

Autor: Alejandro Díaz

Nacido en Gijón en 1973, lo del jazz le entró por un oído y, como todavía no le salió por el otro, es de suponer que sigue por ahí dentro, alojado en alguna parte de su cerebro (él asegura que es en la parte buena). Su vida carece de dirección, lo cual no le impide ser un apasionado de la música en directo y prodigarse en ofrecer opiniones directas sobre los conciertos que ve y los discos que escucha. Ustedes verán si le hacen caso, pero les advierto que el hombre es abstemio, y que además no le gustan ni el fútbol, ni los coches, ni los perros. Ya ven, una lindeza de tío. ¡Y encima escribe poemas!

No hay comentarios

Publica tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.